Otro mundo

Eviscerar Altezas

Juan Pablo Picazo

Saben agradecer,
pero les resulta irrelevante.

Aman sus tronos,
sus feudos sin ventanas
desde los que deciden
el curso de otras vidas.

Todos
una vez
fueron buenas personas,
pero hace falta
eviscerarlos
para que puedan
contemplar
otras
versiones
de la vida.

Piden ser llamados líderes
pero apenas jefes,
aman sus tenedores,
sus viandas para microondas
y la seriedad con que todos
han de llamarlos
Su Alteza Serenísima.

Y uno sueña
con amputarse
esos sus rostros oblicuos
de la vista.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s